viernes, 24 de abril de 2009

Sin saber


Luciana se duerme. Se despierta.

Quiere llorar, pero no sabe como. Se acurruca en la oscuridad, a la que nunca tuvo temor. Sin embargo, a veces se asusta.
Es vulnerable.
Los sabores dulces, son sus preferidos, la hacen feliz.

Quiere cantar, pero no sabe como.

Quiere bailar…
Quiere amar…
Luciana está esperando, no sabe qué, pero es paciente. El silencio le hace ruido y despierta. Quiere abrir los ojos y sonreir, pero no sabe como.
Tose.
Patea.
Se chupa el dedo.
Luciana quiere aprender todo y, sin tener la certeza de nada, se siente cómoda y es feliz.

***
Verónica ama a Luciana. Queriendo tocarla, se acaricia el vientre de casi nueve. Se come un chocolate y, al ratito, Luciana vuelve a patear.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Y cuándo estará Luciana entre nosotros?

Natalia Astuácas dijo...

Ahhhhhhhhhhhhhhh... es una niña llena de inocencia, juego de trampolín, astucia, risas... brillo en los ojos...

Ayyy que rico ser niñaaaa...

Un abrazo, besito.

henraf dijo...

Me encantó!!! amo el amor de veronica y luciana :)

Galán de Barrio dijo...

ay que lindo!!!

que tierna!!!

me encantó :)

besitos

Anónimo dijo...

no importa qué ni cómo...sólo dilo!

ok...


ESA TETA ES LA TETA ASUSTADA...???

WOLF...

Rain dijo...

Luciana y veronica,
nada de costillas
ni de polvo,
ni del hueso a la carne,
niñas, mujeres, madres y compañeras........
me encanto!!!
saludos
te leo desde hoy

Rous dijo...

Bienvenida como la refrescante lluvia de verano Rain!!!!